El incumplimiento de normas “está tolerado por las autoridades”

Córdoba es una de las ciudades más permisivas con los ciclistas
(Diario Córdoba – 29/12/2013)

REDACCION 29/12/2013

Los ayuntamientos de Madrid y Córdoba son los más permisivos de España con los ciclistas en perjuicio con los peatones, según se desprende de un informe de la Cátedra Española de Seguridad Vial y Movilidad. Con la actual y vigente Ley de Seguridad Vial y su Reglamento de desarrollo, las bicicletas son un vehículo más que debe cumplir escrupulosamente las normas del Código de la Circulación. En este sentido, según señala el comunicado del organismo, se ha observado en numerosas ciudades de España un incumplimiento sistemático de dichas normas por parte de los ciclistas. Se trata de ciudades donde ese incumplimiento está permitido o tolerado por las autoridades y agentes encargados de aplicarlas, y donde se producen infracciones graves y peligrosas. Entre esas ciudades se encuentran Madrid y Córdoba, ciudad especialmente protegida por la Unesco.

Las infracciones de los ciclistas más observadas son las siguientes: circular sobre los pasos de peatones, las aceras y zonas peatonales. Por otro lado, entre las maniobras y conductas especialmente peligrosas se encuentran la conducción por la acera e incorporación súbita a paso de peatones o la conducción por la calzada e incorporación súbita a la acera o al paso de peatones. El cambio de sentido inopinado, la circulación en dirección prohibida o la conducción con auriculares y hablando con el móvil también son frecuentes maniobras peligrosas, junto con la falta de respeto a los semáforos en rojo, y todas ellas son, como en todo vehículo, infracciones de la legalidad vigente que ponen en riesgo la seguridad de otros vehículos y del propio ciclista.

Pero lo más grave es que ponen en peligro la movilidad y seguridad de peatones, niños, discapacitados, personas mayores con movilidad reducida, según señala el informe, que añade que las bicicletas sólo pueden circular por las vías ordinarias habilitadas para los vehículos y por los carriles bici reglamentariamente establecidos. Si tienen que incorporarse a las aceras, zonas peatonales o pasos de peatones, el conductor debe bajarse de la bicicleta y llevarla de su mano, asegura el comunicado, en el que se pide “con urgencia” evitar estas malas conductas.

Hasta circulando por el tan "deseado" carril-bici, este gamberro adulto en bicicleta marcha en dirección prohibida. ¡¡¡ Es que no tienen arreglo!!!

Hasta circulando por el tan “deseado” carril-bici, este gamberro adulto en bicicleta marcha en dirección prohibida. ¡¡¡ Es que no tienen arreglo!!!

Mientras que los peatones no nos organicemos en una plataforma que defienda nuestros derechos como tales a circular, sin ring-rings ni sobresaltos, por las aceras y demás zonas peatonales, incluidos los pasos de peatones, estos gamberros en bicicleta seguirán campando a sus anchas. Los peatones somos muchos más que los ciclistas; todos somos peatones. Así que podemos ejercer más presión que ellos ante las autoridades. Entonces, ¿por qué nos dejamos intimidar?

 La acera es un carril-bici que el ayuntamiento aun no ha pintado.

Y ruego a los verdaderos y buenos ciclistas, que haberlos haylos, que no se den por aludidos, sino que, por el contrario, influyan sobre los gamberros para que depongan su actitud incívica.

En la acera hay sitio para todos.

En la acera hay sitio para todos; en la calzada solo para los coches.