Tauromaquia



Cordoba Mayo 2010

Cordoba Mayo 2010

Ecologistas en Acción de Córdoba, en boca de su bocazas don Gerardo Pedrós, Pelmazo Mayor de la EcoCofradía del EcoCretinismo EcoSostenible, considera ofensivo para los amantes de los animales, y para los propios animales, reflejar el Noble Arte de Cúchares, la Tauromaquia, en el Cartel Oficial para promocionar el Mayo de 2010 Cordobés. Este representante del Ecologismo de Pacotilla, asegura que el Cartel es “de lo más sádico en el que las letras Mayo 2010 se dibujan a partir de un macroderrame de sangre del pobre toro”. Este ecolochorra debiera hacerse revisar urgentemente su TOC (Trastorno Obsesivo Compulsivo) por un especialista en psiquiatría, pues no es normal que vea un río de sangre donde la gente normal (o casi) tan solo vemos la cola de la “bata de cola” de una bailaora, con independencia del color de ésta, como puede comprobarse en la imagen que acompaña a este artículo y en este enlace a su EcoChorraBlog. Y, como la estulticia abunda en el Mundo Mundial, hay quienes, cegados por el fulgurante resplandor que emana de este iluminado, también terminan por ver el “macroderrame” de marras.

A mí, el diseño del Cartel no me dice gran cosa. Pero reconozco que, al menos, desde el punto de vista creativo, no incurre en el recurso a los arcos mezquiteros ni a la tradicional belleza romerodetorriana de la mujer cordobesa. Algo vamos mejorando en Innovación.


Pase con muleta

Pase de muleta

Gonzalo Santoja
Domingo , 20-12-09 

La crisis económica, dramáticamente acentuada día a día, de la que ni siquiera se han salvado los entierros (ha caído en picado la venta de coronas, los mensajes por internet están acabando con las esquelas, los chinos se están adueñando del negocio de los féretros), también ha causado estragos en el mundo del toro, imponiendo una disminución notable en el número de festejos. No podía ser de otra forma; la crisis es para todos.  

En consecuencia, en los campos del bravo permanecen varios cientos de cinqueños sin lidiar, toros que carecen de perspectivas en la Fiesta al salirse de la edad reglamentaria. Como los ganaderos no pueden permitirse el lujo de mantener en barbecho tan crecida legión de morlacos, quimera que ecológicamente representaría un desatino al romper el equilibrio delicado de la dehesa, su destino fatal apunta hacia los mataderos. Salvo que los anti taurinos pasen de la retórica gratuita a los hechos respetables. Magnífica ocasión, sin duda, la que se les ofrece. 

(más…)